martes, 22 de diciembre de 2009

ESCOLAR, NUEVO TÉCNICO DEL GIMNÁSTICO

Entrenador madrileño que llega de la mano de Andrés Rosado.
Casi un mes después de la destitución de Félix Monreal, y tras cuatro partidos disputados bajo la dirección de su entrenador ayudante, Ángel García, el Gimnástico de Alcázar ha contratado ya a un nuevo técnico para sustituirle que se hará cargo del primer equipo hasta final de temporada. Se trata de Eduardo Escolar, un entrenador procedente de Madrid con experiencia en la 3ª Nacional madrileña en equipos como el Puerta Bonita, Majadahonda, Parla o Leganés B, y que en el Grupo XVIII dirigió al Socuéllamos en la temporada 2002/03. Una experiencia en la categoría manchega al que hay que añadir el rechazo que hizo el año pasado a una oferta para entrenar al Criptanense, y que repetirá esta campaña en Alcázar. Lo hará tras dos temporadas en las que no ha entrenado a ningún equipo después de los tres años que estuvo al frente del Coslada. El fichaje de Escolar viene abalado por Andrés Rosado, técnico de Pedro Muñoz, al que el Gimnástico ofreció el puesto de entrenador. Éste lo rechazó y, a cambio, ofreció a Escolar y su colaboración con el club. Una oferta que la directiva del Gimnástico, con el presidente Juanjo Manjavacas a la cabeza, decidió aceptar el pasado fin de semana para intentar salvar al equipo de la situación en la que se encuentra, último en la tabla en puestos de descenso. De esta forma, Eduardo Escolar se incorpora al Gimnástico como entrenador, y Andrés Rosado como asesor deportivo, descartando la opción de fichar a J.A. González Manjón, que finalmente no llegó a buen puerto debido a unos flecos (Manjón pedía residencia en Alcázar) que desbarataron el acuerdo cuando éste estaba muy cerca de producirse. Será, pues, Escolar (que se desplazará diariamente desde su casa a Alcázar) el que tendrá la tarea de remontar la mala situación del Gimnástico. Un complicado reto que comenzará con dos decisiones fundamentales: contar con Ángel García como segundo entrenador o buscar a otro, y elegir qué jugadores de la actual plantilla le sirven y, en consecuencia, fichar para suplir a los que no, reforzando las carencias que él vea en el equipo. En este punto, Escolar tiene total libertad y, al estar todas las fichas cubiertas, cada fichaje conllevaría una baja. Se habla de que hará entre dos y tres fichajes.

No hay comentarios:

Publicar un comentario